ZONA DE PRESERVACIÓN ECOLÓGICA

           
  Después de años de gestiones realizadas por el Jardín Botánico ante sucesivas administraciones municipales, el 25 de enero de 2005, el Ayuntamiento de San Miguel de Allende acordó por unanimidad la Declaratoria de Zona de Preservación Ecológica (ZPE) para el conjunto territorial conformado por El Charco del Ingenio, el Parque Landeta, y las zonas de jurisdicción federal correspondientes a Bordo San Carlos, Presa Las Colonias, Arroyo del Obraje y Presa del Obraje. Este conjunto abarca un núcleo de 180 hectáreas consagradas fundamentalmente a actividades de conservación ambiental, complementado por una zona de amortiguamiento formada por la poligonal que circunda a la zona núcleo, en un radio de trescientos metros lineales, sumando con aquélla un total de 380 hectáreas.  
                                   
                                   
  Si bien la figura de Zona de Preservación Ecológica corresponde al ámbito municipal, ésta se halla prevista en las leyes federal y estatal de protección ecológica, y se asimila a la figura de Área Natural Protegida regulada por dichos ordenamientos.  La Declaratoria es sin duda un paso importante, por tratarse de la primera zona protegida del Municipio, y una garantía para el proyecto de conservación ecológica del Charco del Ingenio, cada vez más afectado por la expansión urbana y la especulación inmobiliaria.

Esta Declaratoria entró en vigor el 4 de mayo de 2006, a partir de su publicación en el Periódico Oficial del Estado de Guanajuato. Posteriormente fueron aprobados por el Cabildo el Programa de Manejo y el Reglamento del área protegida, los cuales refuerzan el mandato de la Declaratoria. La nueva normatividad restringe el desarrollo inmobiliario en la zona de amortiguamiento, en términos de densidad, altura y colindancias de las construcciones que se edifiquen en el futuro, a la vez que protege la vegetación nativa, con el propósito de mitigar el impacto ecológico y visual de la mancha urbana sobre la zona núcleo de conservación.

   
                                   
     
  El Charco del Ingenio AC promueve actualmente ante las autoridades municipales y estatales la ampliación de la zona de preservación en ambas direcciones de la cuenca hidrológica sobre la cual se asienta, con el fin de lograr la protección de los recursos y ecosistemas de un corredor biológico de gran valor ambiental y paisajístico, el cual se extiende desde la Serranía de Los Picachos hasta la Presa Ignacio Allende, cruzando una sección de la zona urbana de San Miguel de Allende.